Roma 2024

Aunque pocos países del mundo han legalizado la maternidad subrogada, todos están preocupados porque se pide a las mujeres que sean madres de alquiler o porque sus nacionales viajan al extranjero para tener un hijo mediante gestación subrogada.

Ante este desafío mundial, la Declaración de Casablanca de 3 de marzo de 2023, firmada por 100 expertos de 75 nacionalidades, pide a los gobiernos que vayan más allá de la resignación y condenen la maternidad subrogada y tomen medidas concretas para poner fin a este comercio.

La Declaración propone que los Estados se comprometan con un Convenio internacional para promover un contexto mundial de rechazo de la maternidad subrogada, lo que probablemente atraerá a muchos países a esta estela virtuosa.

Italia, con la actual adopción de una ley que penaliza el recurso a la maternidad subrogada, incluso fuera del territorio italiano, está mostrando el camino a otros países y podría desempeñar un papel en la escena internacional con vistas a un convenio internacional para la prohibición mundial de la maternidad subrogada.

Por ello, los días 5 y 6 de abril se celebrará en Roma la Conferencia Internacional para la Abolición Universal de la Gestación Subrogada, con intervenciones de :

  • Reem ALSALEM, Relatora Especial de la ONU sobre la violencia contra las mujeres y las niñas
  • Velina TODOROVA, miembro del Comité de los Derechos del Niño de la ONU
  • Eugenia ROCCELLA, Ministra italiana de la Familia
  • Olivia MAUREL, nacida en GPA y portavoz de la Declaración de Casablanca.

Especialistas de los 5 continentes aportarán su experiencia con un doble objetivo :

  • Informar a los responsables públicos de los efectos nocivos de la maternidad subrogada
  • Proporcionar una caja de herramientas jurídicas a los Estados que deseen defender a sus poblaciones contra este mercado.

La Conferencia Internacional de Roma pretende ser un paso decisivo para apoyar y fomentar iniciativas nacionales e internacionales que conduzcan a la adopción de un tratado internacional.